Connect with us

Play Ball

Everardo Herrera: Una garganta llena de historia

La carrera periodística de Everardo Herrera le ha dejado una gran cantidad de historias por contar.

Published

on

Por Leiner Chévez Rodríguez para Digitus CR

¡A mí me encanto el fútbol desde niño y más desde el mundial de Alemania 1974, ya que me pareció lo más extraordinario que vi!

Tras el mundial de fútbol de Alemania 1974, comenzó el sueño de Everardo de Herrera de llegar a ser inicialmente locutor deportivo.

Desde los años ochenta inició la formación periodística académica y practica en algunos medios para Everardo Herrera, el cual posee una amplia trayectoria como comunicador en el periodismo costarricense.

Además de ser periodista, Herrera se desempeña como comentarista deportivo desde el mundial de México 1986. En la actualidad lo sigue haciendo en Deportes Repretel y FUTV.

Herrera también posee sus propios proyectos como lo son su programa AL Pie del Deporte y su página web everardoherrera.com.

DigitusCR tuvo la oportunidad de conversar con Herrera acerca de su vida, sus raíces, sus inicios como comunicador y mucha más historia que le ha brindado la carrera periodística.

¿De dónde es oriundo Everardo Herrera?

Bueno, ni nombre es Everardo Herrera Soto. Yo soy oriundo de San Rafael de Alajuela y de aquí mi es familia, la cual tiene más de 200 años de vivir acá en San Rafael de Alajuela”.

¿Qué lo motivó a ser periodista?

¿Por qué me hago periodista? Bueno, a mí me encantó el fútbol cuando empecé a descubrirlo de niño y más en su momento a mis 12 años en el mundial de 1974 de Alemania y me pareció lo más extraordinario que vi.

El campeonato del mundo en directo y el primero que sea transmitido en directo vía satélite había sido México 1970 pero yo no lo vi, con la consagración de Brasil y después mantuve mis ilusiones de ser jugador de fútbol, pero bueno, no recibí mucho apoyo en mi casa, ya que mi papá era muy conservador. Sin embargo, yo desde entonces le preste una gran atención al deporte.

Empecé a escuchar programas deportivos, seguir secciones deportivas de los diarios, revistas y demás. Y mi sueño inicial era ser locutor deportivo y por esas ilusiones de ser locutor deportivo es que llegue a estudiar periodismo.

¿Dónde fueron sus inicios en el periodismo?

Pues yo me formé como profesional estudiando, pero principalmente practicando. Yo entendí que el camino era practicar y fui a Radio Alajuela en 1980, en 1981 con Radio 16 de Grecia, fui a Radio Libertad en AM, transmití en Segunda División, participé en concurso de locutores por instancia de una hermana mía y en Radio América Latina en un concurso.

En Radio América Latina gané ese concurso, junto a otro compañero y al final nos dejaron trabajando ahí y ahí empezó mi quehacer; que me pagaran por eso, porque antes practicaba sin recibir ninguna remuneración e hice una carrera muy dilatada verdad, porque me tocó trabajar en Radio América Latina y lo compartí con El Diario Extra en 1982.

¿Cómo continúo su trayectoria?

En 1983 me llevaron a Radio Periódico Reloj. A finales de 1983, Pilar Cisneros que había sido mi profesora; me insto a participar en un concurso en La Nación y trabajé en La Nación dos años en sección internacional, después de la nación entre de lleno al deporte en el periódico La República en 1985 y llegué a ser jefe de la página de deportes, participé en Ex Interim en radios, donde hice vacaciones a los locutores.

También en 1984 había una radio llamada Impacto que transmitió fútbol, ahí estuve, en Radio Costa Rica también mientras hacía periódico en La República. En Columbia me llevaron en 1985 y me quede definitivamente en Columbia hasta 1991. En Ex Interim también fui corresponsal de La Voz de Los Estados Unidos de América en temas generales, sobre todo como del año 1985 al 1987 por ahí.

Después me ofrecieron la dirección de deportes de Monumental de 1991 hasta el 2007. Tras el 2007 entre a trabajar en canal siete hasta el 2018. En el 2019 me contrató Repretel-FUTV hasta la fecha; puedo decirte que he estado en las principales emisoras, cuando Monumental adquirió Reloj; estuve en Reloj también, Monumental Reloj; fui director deportivo de las dos estaciones y había sido subdirector de deportes en Columbia.

Foto cortesía de Everardo Herrera

¿Qué lo motivó a ser comentarista deportivo?

Debo decir que yo originalmente, previo a ser comentarista quería ser narrador, porque para mí no me fascinaba nadie más que José Luis “El Rápido” Ortiz. Pero resulta que yo fui a México 1986 invitado por Javier Rojas en Radio Columbia y llevaba muchos cuadernos y actualización, ya que en aquella época era muy difícil conseguir información de los equipos; no se imaginan ustedes lo que costaba en esa época.

Bueno, Javier [ Rojas] se dio cuenta que yo estaba muy bien preparado y yo formaba parte del grupo tres y como al segundo o tercer partido pasé al grupo uno con los mejores; Javier Rojas y José Luis “El Rápido” Ortiz hasta la final verdad, ya después cuando no estaba Ortiz con nosotros apareció Mario McGregor y entre los tres sacábamos las transmisiones y entonces yo sentí que como comentarista me iba bien.

Quiero también contarte que una parte importantísima de mi vida es que yo he sido aparte de periodista y comentarista deportivo, gestor de publicidad o vendedor de publicidad para los medios donde he estado y para mis propios proyectos como emprendedor; cómo productor independiente o pequeño empresario para decirlo así.

Fundé un programa de fútbol mundial, llamado El Mundo del Balón, el primero en Costa Rica en 1986 y lo mantuve como hasta la mitad de los 90 y AL Pie del Deporte que es mi programa de cabecera; de 1989 a la fecha, lleva 32 años. Mi página web everardoherrera.com, desde mayo del 2002.

¿Por qué es conocido como “una garganta llena de fútbol”? ¿Cuál es la historia de ese mote?

Bueno resulta que ahí chequeando y estudiando, mi esposa que me acompaña gracias a Dios desde 1986 como esposa y fuimos novios seis años antes. Me dijo un día es que a mí me parece que usted es como una voz de fútbol, como una garganta llena de fútbol y me sonó bonito.

Días después me volvió a decir vacilando, para mi eres una garganta llena de fútbol y entonces ella me dice y porque usted no se pone ese mote y yo creo que no esta tan mal y la verdad yo lo pensé y lo analicé e incluso al principio pensé que era más para un narrador que para un comentarista.

Everardo Herrera junto a su esposa Marlene Navarro. Foto cortesía de Everardo Herrera

Pero bueno, al final decidí que estaba bien y le dije a un compañero mío en Columbia, en aquel entonces en 1988 a Gerber Vázquez Víquez, que era locutor comercial, que me presentara como Everardo Herrera Soto “una garganta llena de fútbol. Luego Gerber me dice que torta ponerte ese mote aquí, donde el mero mero era Javier Rojas lógicamente. Pero bueno, empezó a llamarme con ese mote y se fue quedando. Javier nunca me decía hasta que una vez me dijo el mote en el campeonato mundial de Italia 1990.

Cuando llegue a Monumental; que Monumental me contrato como director. El gerente de mercadeo Ramiro Brenes que había sido uno de los precursores por llevarme a Monumental, me decía que yo tenía que empezar una nueva era; que cambiara o que no me dijeran una garganta llena de fútbol y yo le dije que no; que como iba a hacer eso si ya como una garganta llena de fútbol era conocido.

¿Cuáles torneos ha tenido la oportunidad de cubrir?

He hecho mundiales hasta la fecha en vivo de 1986 a 2006 en radio. Los del 2010, 2014 y 2018 los hice en canal siete, he transmitido todas las Copa de Oro que ha habido, todas las UNCAF, los mundiales y copas América que ha participado Costa Rica, Eurocopas, Champions League, he transmitido en más de 50 países y he tenido algunos premios También, como el Premio Cracks de periodismo de locución deportiva en el fútbol, el cual era un premio que daban antes.

¿Algún evento deportivo en el usted haya participado como profesional y que marcó su vida positivamente?

Pues sí, vieras que es difícil, ya que mucho me ha marcado. Pero si le puedo decir, el mundial de Italia 1990, la clasificación primero que todo, el ganarle a Escocia fue tan emociónate, el paso a la segunda en ese mismo mundial.

Te puedo decir positivamente el ganar en el estadio Azteca. Yo lloraba el día que le ganamos a México en el Azteca, ya que representaba tanto para nosotros. La emoción de inaugurar en campeonato mundial de Alemania 2006 y hacer un juego bastante bueno.

La verdad fui inmensamente feliz con Costa Rica en Brasil 2014. Lloraba y lloraba ganándole a Uruguay por su historia mundialista y sobre todo cuando le ganamos a Italia. El mejor partido que le he visto a Costa Rica, ese día no dormí revisando prensa, ya que nunca he visto a Costa Rica tan bien posicionada y elogiada tras un partido de fútbol tras ese juego contra Italia.

¿Y negativamente?

Ahora detalles negativos. En mi infancia cuando Costa Rica en la eliminatoria rumbo al mundial de 1974. Eso fue en 1972, tenía yo 10 años. Costa Rica le ganaba tres a cero a Honduras y había perdido dos a uno en el estadio Nacional de Tegucigalpa y termina el partido tres a tres. Eso fue una frustración, ya que ahí Costa Rica queda eliminado.

Después lo que fue una derrota para nosotros en la eliminatoria a Sudáfrica 2010. Con aquel gol de Jonathan Bornstein; faltaban 30 segundos y le ganaba a Estados Unidos y íbamos a mundial de Sudáfrica a brincos y saltos y entró el gol. En un cabezazo ahí en el primer poste donde estaba “Paté” Centeno. Mi momento más triste con la selección, ya que dure como una semana que prácticamente no podía dormir.

Te vuelvo a decir y creo que no te lo he dicho. Yo soy muy tranquilo para todos los partidos de fútbol, salvo cuando la selección de Costa Rica juega partidos oficiales. Este equipo está en mi corazón, está en mi alma.

Me contaron que es bueno para cobrar tiros libres ¿Es cierto?

Como te digo me gusta mucho el fútbol. El fútbol como juego. Mis ilusiones en algún momento era llegar a ser jugador de Primera División. Sin embargo, no tuve mucho apoyo, ya que en la infancia de nosotros era muy diferente. Porque mi papá creía que el fútbol era cosa de vagos. también creía lo mismo de los locutores deportivos verdad; pero entonces no me daba chance en mi infancia y adolescencia de ir a jugar fútbol.

Pero bueno, el fútbol yo le he llevado con una pasión enorme y entonces yo me dedicaba mucho a veces, con un amigo llamado Víctor Hernández; a practicar tiros libres en San Rafael de Alajuela y le pego bastante bien a la pelota verdad; tal vez no tenga potencia. Pero si le doy buena colocación con el pie derecho.

Aprendí también porque me lo hice como propósito que un jugador tiene que manejar las dos piernas; los dos perfiles. Manejo o conduzco obviamente mejor con derecha que con izquierda y paso bastante bien la pelota con la izquierda. Remato aceptablemente de izquierda.

Te puedo decir que modestia y aparte soy un muy buen constructor de juego; sin tener potencia. No soy buen cabeceador, pero muy fino para el pase. Soy muy exacto para el pase, ya sea pase entre líneas todo lo que se dice hoy.

Cuando he jugado fútbol por ejemplo en cancha o en fútbol cinco. Me gusta mucho pasar la pelota; como le digo mucha práctica me encanta y me concentro mucho. Cuando dice hoy que el pase tiene que estar pensado. Eso desde la época de Alexandre Guimaraes, cuando yo lo veía jugar. Yo me lo he metido en la cabeza.

Uno tiene que estar viendo a sus compañeros y a los rivales; que la pelota fluya con el mejor sentido. Pero si me encanta, por eso admiro mucho a los cobradores de tiro libre. El jugador que sabe meterle la curva a la pelota, el que mete un buen centro, ya que aborrezco los malos centros. A veces me contengo en radio y televisión; porque yo digo que es inconcebible alguien que practique tanto. Lógicamente que como seres humanos somos imperfectos. Sin embargo, tu grado de precisión debe ser muy alto, como el de Randall Azofeifa; que Azofeifa es sumamente eficiente en el pase y en el tiro libre.

Foto cortesía de Everardo Herrera

Volviendo al periodismo y para cerrar ¿Qué le recomendaría a un periodista en formación que quiera ser comentarista deportivo como usted?

Para un periodista en general y hablando para alguien que quiera ser comentarista deportivo hay que leer todos días, estar completamente actualizado y chequear. La lectura es para mí sinónimo de conocimiento, sinónimo de aprendizaje de léxico. Nadie puede expresarse bien sino tiene en su cabeza un léxico amplio.

Tiene que estar muy actualizado culturalmente. Yo creo que la cultura general es el “ABC” de un periodista.

Ahora en nuestro campo deportivo hay que escoger una especialidad; uno tiene que estar leyendo un poquito de todo. Como hago yo, ya que yo le dedico todos los días a leer y a informarme.

También hay que tener memoria visual y para tener memoria visual hay que estar viendo resúmenes deportivos de juegos. No tiene idea usted lo que es ir a transmitir un partido cuando no se conoce a los jugadores.

Yo los partidos que no transmito los grabo, los veo, los chequeo, los analizo y eso desde hace mucho tiempo. Leo mucho sobre el deporte, sobre el fútbol. También sobre temas generales, ya que para mí es una obligación tener una gran cultura general, una cultura deportiva y un conocimiento basto en la rama deportiva en la que uno debe estar.

Luego tiene que aprender a redactar y solo la práctica lo hace e igual en radio y televisión verdad. Un buen comunicador tiene que estar haciendo prácticas de locución para adquirir la técnica. La vocalización, la adicción, la entonación. Todo lo que se requiere.

Pero todo empieza a partir de una ilusión de la voluntad de querer hacerlo, del compromiso. Entendiendo que es un trabajo difícil, porque son muy pocos los medios. Son muy pocos, muy escasos.

Por ejemplo cuando juega la selección, imagínese que transmiten dos canales de televisión en vivo. Repretel y canal 7 y usted los que ve involucrados en transmisión principal son tres o cuatro comentaristas o tres o cuatro comunicadores. Digamos que ocho personas. 10 a lo sumo. Le cuentan al país lo más importante de un partido. Eso es una verdadera selección verdad, estar uno ahí.

También en televisión nos miden cada minuto el “rating”. Si estamos realmente generando la atracción de la gente o no y entonces todos eso nos obliga. Aparte esta la disciplina, está el cuidado, esta pedirle a Dios la salud para uno.

Una cosa primordial para un locutor es el cuidado de su salud. Por ejemplo, nosotros no debemos tomar bebidas frías, prácticamente en ningún momento y menos antes transmisiones. La garganta se calienta no la puedes enfriar y eso lo aprendí de grandes como José Luis “El Rápido” Ortiz.

Tenemos que usar bebidas tibias, calientes. Como el té y ese tipo de cosas en estadios. Que la respiración. Por ejemplo, hacia la nariz y por la boca, no llene la garganta de aire frio. Hay que taparse, hay que cuidar mucho. Porque el machete de nosotros es la voz; es la garganta.

No puedes ir a una fiesta; donde el sonido este muy alto y ponerte a hablar levantando el tono; porque eso claramente te afectara las cuerdas vocales y hay muchos elementos más propiamente alrededor de eso.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2021 DigitusCR es un proyecto del Laboratorio de Innovación y Producción Periodística de la Facultad de Comunicación de la Universidad Federada San Judas Tadeo. Todos los derechos reservados.